Neurosis e ideologías

Todo nos refleja. Las ideas expresan y, a la vez, encubren la neurosis del sujeto; son parte de sus síntomas. Por ello, cuanto más grave es la neurosis, más extremas, absurdas o fanáticas son las doctrinas a las que el individuo se adhiere. Y más violentas son sus reacciones defensivas contra la discrepancia.

Pretender que cualquier teoría (religiosa, política) "describe" el mundo es, en términos psicodinámicos, una ingenuidad. Sólo describe los demonios conscientes e inconscientes de las personas.

Por eso, confundir los trastornos psicológicos con sus disfraces ideológicos sólo empeora la alienación y la violencia.

© JOSÉ LUIS CANO GIL
Psicoterapeuta y Escritor
Se permite reproducir el texto indicando el autor y/o enlace.